Ya lo dijo alguna vez Roberto Arlt: salir a buscar trabajo es un trabajo en sí mismo. En mi condición actual de desempleado, luego de varios años de tener laburo efectivo, la búsqueda de empleo se me presenta hoy día con similares vericuetos que hace diez años. Algunas cosas parecen no cambiar nunca…
Hay varios puntos en contra, que siempre son molestias. Y los patrones o si se quiere, posibles empleadores, parece que no aprenden más.

1) La espera: Afortunadamente, no hay demasiados avisos donde se tenga que hacer colas multitudinarias (por los menos en los de administración que me han tocado). Internet mediante, casi todos los avisos te piden que les envíes tu currículum por mail. Pero en los que te toca estar en la dulce espera -salvo que vayas a una consultora de trabajo- te hacen padecer como un bendito. Ya me tocó uno de una fábrica de muebles, donde nos hicieron esperar a los postulantes una hora bajo la lluvia (zafé, sólo esperé media). De hecho, el empleado que se compadeció de los primeros y les hizo llenar la solicitud, fue retado por encargado…
2) La internet: no hay nada más molesto que escribir veinte veces tus antecedentes laborales en todas las páginas de empresas de personal temporario. Si están todas asociadas, pasense los datos o por lo menos, permitan que se les envíe el currículum por e-mail. Si uno que encima no tiene trabajo, les tiene que llenar la base de datos gratis (una página decía eso, que lo que uno cargaba ya les quedaba en su base, por ello no aceptaban currículums por mail. Dejense de hinchar y contratenme de data entry).
3) Los mails: y peor son los que te ponen la casilla, les envías el mail y el correo electrónico te confirma que la casilla está repleta. Normalmente pasa con quienes tienen h*tmail. Teniendo en cuenta que un currículum pesa, en excel, más o menos 25 kb, debería poder enviarse lo más bien. Supongo que les debe costar un montón abrir una casilla exclusivamente para solicitudes…o en su defecto vaciarla. Y los que te piden con foto…no hacen más que agrandar el archivo, que ya era imposible de mandar en el formato anterior.
4) Requisitos y sueldos: o sea, dejense de jorobar. Te piden que manejes todo el paquete de office con un nivel muy bueno, que sepas inglés por lo menos a nivel básico, que tengas conociemientos contables, técnicos, que manejes plata, le pagues a proveedores, atiendas el personal y clientes de otras empresas, que liquides sueldos o les pases datos para ello, tengas buena presencia, controles stocks, atiendas el teléfono y algunas tareas más que se vayan dando en el trancurso de tus labores. Que tengas una actitud PROACTIVA (¿qué corno es eso? suena a publicidad de laxante: Ag*rol, el único con actitud proactiva). Y cuando les ponés que por hacer todo eso (miren los clasificados, suelen pedir este tipo de cosas para UN SOLO puesto) y te preguntan tus pretensiones y les decís “bueno, por hacer todo esto, no sé, creo que si te pido $800 es suficiente” (en realidad, te tienen que pagar más) te miran con carita de asco y te espetan “mirá, el básico que manejamos (qué es ¿un auto?) es de $500 o $600. Y de ello, cien son tickets”. No me quiero imaginar lo que le ofrecerán a un laburante no calificado, por Dios.
Igual, nobleza obliga, hay empleadores que ofrecen buenos sueldos, y de hecho ya me han tocado varios, pero de los que nombré más arriba, quedan MUCHOS.

Que se va a hacer…como dirían os españoles, me voy a currar un ratito.

Anuncios